Actualidad de Eficiencia Energética

Noticias de Eficiencia Energética

Comprender la factura eléctrica Comprender la factura eléctrica

Explicación de la factura eléctrica: empresas

| 01st Septiembre 2017 |

Entender la factura de la luz: por qué es importante

Conocer detalladamente el intríngulis de la factura eléctrica no es un tema baladí. Si ya como consumidores individuales es importante que comprendamos nuestros consumos para hacer frente a los altos precios de la luz, para una empresa, sobre todo del sector industrial, con ingentes gastos energéticos, es simplemente una cuestión de supervivencia en un ámbito de feroz competitividad.

La comprensión del recibo de la luz no sólo conseguirá que se puedan aligerar los montos gracias a un cambio comportamental y a estrategias de eficiencia energética ajustados a los periodos de consumo.

También será gracias a su correcta interpretación que se podrá elegir la tarifa y potencia óptimas según nuestros hábitos de consumo. Incluso podremos plantearnos renegociarlas si se realiza un análisis adecuado, comprendiendo nuestros consumos para elegir el contrato más conveniente y que nos pueda generar mayores ahorros.   

Modalidad de Contrato

Esta información suele aparecer en la parte superior de la factura, junto a los datos del cliente, como su Razón Social, el CIF o la dirección fiscal. La Modalidad de Contrato es ni más ni menos que el tipo de tarifa que tenemos contratada. Estos tipos de tarifas están normalizados y los encontrarás ofertados en todas las compañías eléctricas. Las únicas diferencias entre ellas son los precios que cada compañía les asigna.

Los tipos de tarifa dependen básicamente de si somos pequeños consumidores o grandes consumidores energéticos.  Las tarifas más pequeñas comprenden únicamente dos periodos de consumo en donde el precio de la energía es diferente: a estos dos periodos se les llama Valle y Punta. A medida que va aumentando el consumo de energía, pasamos hacia una tarifa superior que incluye más periodos, con diferentes precios para cada uno de ellos. Así, La modalidad de Tarifa 6.1.A, de alta tensión, la que suelen tener las grandes empresas del sector industrial, tiene hasta 6 periodos. Estos periodos, como veremos más adelante, vienen especificados en la factura, donde se nos indica cuál ha sido nuestro consumo para cada uno de ellos.

Término de Energía  

Es el concepto ligado al consumo eléctrico de la compañía. Es, por tanto, un importe que varía cada mes. En este apartado se desglosan los consumos de cada periodo y se hace el cálculo de los kilowatios/hora consumidos por cada periodo multiplicado por el precio de cada kw/h de dicho periodo. El importe total del término de energía será, lógicamente, la suma del coste de todos los periodos. Éste es uno de los conceptos más importantes y que más análisis requieren para poder reajustar nuestro contrato.

Para realizar este análisis es especialmente útil la obtención de las curvas de carga cuartohorarias, es decir, los consumos registrados cada 15 minutos. Gracias a estos datos, se puede hacer un examen muy exhaustivo de los consumos distribuidos en el tiempo y elegir correctamente, tras este estudio, la tarifa que más nos conviene según nuestros picos de consumos en cada periodo.

Facturación Potencia

Este apartado corresponde a un importe fijo cada mes y está regulado por la ley: es la potencia contratada para cada periodo. Contratar la potencia idónea para cada industria y cada periodo es primordial: si tenemos contratada una determinada potencia pero en realidad nunca alcanzamos ese nivel de kilovatios en ningún pico de nuestros hábitos de consumo energético, estamos pagando de más. Deberíamos, en tal caso, contratar una potencia menor que se adecúe a nuestros consumos reales.

Recargo por exceso de potencia

También, sin embargo, hay que tener cuidado de no contratar menos potencia de la que realmente necesitamos en la empresa. Porque en tal caso, se nos penaliza, y mucho, cada vez que consumimos más vatios de lo pactado en el contrato. Este cargo por exceso de potencia consta también en la factura de la luz, y si la penalización es muy cara, entonces deberíamos plantearnos contratar una potencia superior: nos saldrá más a cuenta pagar un poco más cada mes para no tener que pagar recargos desproporcionados.

Energía Reactiva

Este apartado solo se encuentra en las facturas energéticas de empresas. La energía reactiva es energía inservible asociada a algunas máquinas y está penalizada por las compañías eléctricas. El monto de esta penalización es lo que se refleja en esta área de la factura. Esta energía reactiva se puede neutralizar con algunos aparatos específicos, como baterías de condensadores. 

Impuesto sobre la electricidad e IVA

Es un gravamen impuesto por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo sobre la suma total del consumo, la potencia y los recargos.

Aparte, también se aplica el IVA, un 21%, esta vez sobre la suma de cada uno de los conceptos de la factura.

Con presencia en 7 países, contamos con amplía experiencia en reducción de gastos energéticos. Más de 600 proyectos desarrollados y 120MWp de plantas solares.

Contacto

C / Pau Claris 186, 4 ª planta - 08037 Barcelona
+34 930 180 532

General Moscardó, 6 - 28020 Madrid
+34 917 374 008

contacto@greenyellow.es

Miembro de


Síguenos

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información.