Actualidad de Eficiencia Energética

Noticias de Eficiencia Energética

Las energías renovables son el futuro, también económicamente

| 05th Mayo 2017 |

La aparentemente infalible sentencia “todo lo bueno es ilegal, inmoral o engorda” no parece ajustarse esta vez a las previsiones económicas asociadas a las inversiones verdes. Al contrario, podemos afirmar que el camino de la sostenibilidad y de la salud del planeta se da la mano con el de la rentabilidad que supone la transición a las energías renovables. Analizamos las razones que se esconden detrás de la enorme potencialidad de este mercado.

Ser sostenible es competitivo

Las dificultades con las que se han encontrado las energías renovables para subsistir en un mercado hostil y con no pocos obstáculos las ha hecho hipercompetitivas, obligándoles a reinventarse continuamente para demostrar su eficiencia. No sólo lo han conseguido, sino que se han convertido en las tecnologías de mayor consolidación y crecimiento y, en consecuencia, desde hace 7 años, se invierte más en renovables que en el resto de energías a escala mundial. A razón de estos datos, la rentabilidad media de los activos verdes se sitúa a niveles de 7% a 12% sobre fondos propios, mientras que el tipo de interés medio de las economías de la OCDE oscilan entre el 0% y el 4%.

Pasarse a energías renovables es más barato

Aunque solemos relacionar transición a infraestructuras sostenibles con altos costes, la realidad es más sonriente que nuestro imaginario. Primeramente, porque la evolución tecnológica ha permitido abaratamientos sustanciales y se presagian aún mayores en el futuro. Y no es de extrañar teniendo en cuenta que los costes de una planta energética basada en fuentes renovables son considerablemente menores a los de plantas con energías que siguen explotando combustibles fósiles.

La comunidad internacional presiona cada vez más por la transición hacia energías verdes 

Durante las Conferencias de las Partes de Naciones Unidas en París (COP21) y Marrakech (COP22) se ha acordado el mantenimiento del calentamiento global por debajo de los 2ºC respecto a los niveles pre-industriales a través de medidas de reducción de emisiones de CO2 que deberán implementarse en todos los países. Este cumplimiento pasa, necesariamente, por el abandono progresivo de combustibles fósiles. Se calcula que el 35% de las reservas de crudo, el 50% de las de gas y el 90% de las reservas de carbón no podrán utilizarse. Los activos no sostenibles son, en consecuencia, en la actualidad, activos varados, que serán devaluados con el cambio de paradigma. El riesgo financiero sistémico si la transición hacia energías limpias se hace tarde y bruscamente es considerable.

Los proyectos verdes tienen sus propios métodos de financiación

Con este panorama de apoyo internacional, no es de extrañar que hayan aparecido distintos métodos de financiación para instituciones privadas y públicas que orienten los fondos recaudados en proyectos sostenibles: el mercado de los bonos verdes, emitidos esencialmente por el Banco Mundial, ha crecido sustancialmente (de 4.000 millones de dólares emitidos en 2010 hasta cifras que se acercan a los 70.000 millones en 2016). Cabe mencionar asimismo los créditos verdes destinados a infraestructuras relacionadas con proyectos que ayuden a disminuir los efectos del Cambio Climático. También hay que tener en cuenta que los compromisos de sostenibilidad de la comunidad internacional implicarán, en general, financiación de proyectos verdes. El futuro, pues, parece que será sostenible sí o sí, y lo que es mejor noticia aún, los beneficios de este cambio no sólo irán para el planeta.

Con presencia en 7 países, contamos con amplía experiencia en reducción de gastos energéticos. Más de 600 proyectos desarrollados y 120MWp de plantas solares.

Contacto

C / Pau Claris 186, 4 ª planta - 08037 Barcelona
+34 930 180 532

General Moscardó, 6 - 28020 Madrid
+34 917 374 008

contacto@greenyellow.es

Miembro de


Síguenos

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información.